RSS

Garapenen bloga: marzo de 2017

Emprendimiento y conocimiento

A lo largo del pensamiento económico han sido varios los autores que han estudiado la figura del emprendedor, sin embargo, ha sido a partir de la última década del siglo  XX cuando han empezado a realizarse investigaciones cada vez más complejas acerca del emprendedor, la actividad emprendedora y su relación con el crecimiento económico.

LEERMAS

Emociones y desarrollo. Conexiones necesarias

Sí, has leído bien. Emociones y desarrollo, en una misma frase, aderezadas con empatía, neuronas espejo y competencias emocionales. ¿Tienen algo que ver? ¿No será mezclar churras con merinas? ¿Comparten territorio? ¿No son sinónimo las primeras de “irracionalidad” y afectos, y la segunda, de racionalidad y ciencia?

LEERMAS

¿Ecosistemas o egosistemas?

La “triple hélice” es un concepto acuñado a principios de los 90 por el profesor
Henry Etzkowitz, de la Universidad de Stanford. Se refiere a la necesidad de integrar tres ámbitos clave en el mundo de la innovación: la empresa, la universidad y la administración, a fin de generar sistemas nacionales de innovación capaces de competir globalmente. Inspirado en la forma de hélice del ADN, Etzkowitz postuló la sincronización de dichos ámbitos, con el fin de crear conglomerados territoriales de agentes capaces de generar, de forma sistemática, empresas de alto potencial de crecimiento y escala global. El destino me ha llevado a conocer con bastante profundidad cada una de las aspas de esa hélice: he pasado unos cuantos años de mi vida profesional en la industria (como ingeniero de producción), unos cuantos más en la administración (intentando diseñar y desplegar políticas de innovación), y otros tantos en la universidad, inmerso en la vida académica. Desafortunadamente, he podido constatar que no tenemos una sola hélice con tres aspas, como demandaba Etzkowitz, sino tres hélices con vida propia. Hélices a menudo agarrotadas y desalineadas. Las bloquean una serie de trampas que describo a continuación.

LEERMAS

La formación: clave para emprender proyectos innovadores

Euskadi no goza de una tasa de de emprendimiento abultada (Global Entrepreneurship Monitor, 2016), más bien presentamos un déficit de iniciativa empresarial y de asunción de riesgos empresariales entre nuestra población bastante importante. Un déficit que se agrava cuando observamos la avanzada edad media en la que se toma la decisión de emprender en nuestro entorno, 39 años. Y también, el escaso reconocimiento social que presenta. Menos del 50% de la población vasca considera el emprendimiento como una buena opción profesional (GEM CAPV, 2016).

LEERMAS