RSS

Garapenen bloga

Agentes de Empleo y Desarrollo Local: ¿asfixia o aire nuevo? (I)

La figura del Agente de Empleo y Desarrollo Local, nacida a mediados de los años 80 de la mano del extinto INEM, se encuentra en la actualidad en un momento crítico. A los problemas tradicionalmente vinculados a esta figura, como la precariedad laboral (resultado de su vinculación con programas de carácter anual) o a la indefinición del perfil profesional y las tareas a realizar en la teoría pero, sobre todo, en la práctica (el AEDL como único técnico cualificado en muchos municipios que le convierte en un útil comodín), se une hoy en día una doble amenaza que puede conducir a su desaparición dentro del panorama de las actuaciones de los gobiernos locales.

La primera amenaza proviene de la drástica reducción de los fondos disponibles por parte de las CCAA para financiar el programa de AEDLs. Casos como el de las Illes Balears, donde se ha pasado de un máximo histórico de alrededor de 110 AEDLs en el año 2010 a 0 en el año 2013 son un claro ejemplo del impacto de dicha reducción.

Esta falta de recursos externos es un problema, sí, pero debería serlo menos de existir voluntad política, y un modelo y unas estrategias de desarrollo económico por las que el gobierno local apostara firmemente, y que llevaran a integrar la figura del AEDL en la estructura orgánica (que no funcional, puesto que tareas relacionadas con su ámbito de actuación nunca les han faltado) del ente local correspondiente. Siempre y cuando, evidentemente, éste disponga de la capacidad para hacerlo.

Y aquí nos topamos con la segunda amenaza, representada por la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de las Administraciones Locales (LRSAL), que incide precisamente en la capacidad de los gobiernos locales para traducir voluntad política en actuaciones efectivas. El encorsetamiento financiero y competencial que se induce anuncia, pues, la eliminación en la práctica de las políticas de desarrollo local para la mayor parte de entes locales y los AEDLs sufrirán directamente esa asfixia.

Ante estas amenazas, cabe preguntarse de nuevo por el sentido de la figura del AEDL, su perfil, su función y sus actividades, de manera que nos sea posible identificar el espacio en el que dicha figura debe operar y, muy especialmente, aventurar si la falta de recursos y de competencias, algo que de por sí liquidaría la capacidad de acción de la administración en cualquier terreno, van a significar su desaparición.

A lo largo de los años, los AEDLs se han identificado notablemente, a grandes rasgos, con un perfil gestor, condicionado por la existencia de los programas (y sus correspondientes fondos) procedentes de otras administraciones y por el objetivo – y casi diríamos la responsabilidad- de encontrar un empleo a las personas que no lo tuvieren y de convertir en persona emprendedora-empresaria a todo aquél/la que mostrara un mínimo de aptitudes o cuando menos predisposición para ello.

En la actualidad, el perfil y las funciones de los AEDLs están cambiando notablemente, y ahí reside la oportunidad de insuflar un aire nuevo a esta figura, tal y como explicaré en la segunda parte de este artículo.

Oriol Estela – Jefe de la Oficina Técnica de Estrategias para el Desarrollo Económico de la Diputación de Barcelona

1 Comentario

Garapen no asume responsabilidad alguna por las opiniones que los usuarios puedan expresar, ni las comparte necesariamente por el simple hecho de haberles proporcionado herramientas de divulgación y participación.

Egin iruzkinak | Hacer Comentarios

Iruzkin bat idazteko, formulario hau bete eta "Bidali" botoia sakatu baino ez duzu egin behar. Iruzkin guztiak gure zuzendari-taldeak neurtzen ditu, beraz, baliteke zure iruzkinak zenbait ordu ematea argitaratzen.

Para escribir un comentario, solo tienes que rellenar el siguiente formulario y pulsa el botón "Enviar »". Todos los comentarios son moderados por nuestro equipo de editores, por lo que es posible que tu comentario tarde algunas horas en hacerse público.

Ikur gorriarekin markaturiko eremuak bete beharrekoak dira
Es necesario cumplimentar los campos marcados con el símbolo rojo