RSS

Garapenen bloga

El Sampredro

Cuando era estudiante de empresariales, la primera (y única) vez que me leí con interés un libro de esos que recomendaban los profesores, fue “el Sampedro”. Un tocho de casi 700 páginas titulado: “Estructura Económica: Teoría básica y estructura mundial”. Todavía lo conservo. Fue mi primera relación con un hombre que luego iba a ser uno de los hilos conductores de mi vida.

Reconozco que yo fui uno de esos estudiantes que hizo la carrera que hizo porque no se le ocurría nada mejor que estudiar y además decían que Empresariales “tenía salida”. La verdad es que estudié para aprobar pero si algo o alguien me dejó un poso de interés por la economía, ese fue Jose Luis Sampedro.

Pasados los años, fruto de la casualidad, tuve la suerte de “aterrizar” en el mundo del “desarrollo local”, donde encontré un espacio profesional relacionado con la economía realmente motivante. Eso de poder intervenir en el desarrollo de tu entorno más cercano, ciertamente era muy atrayente, porque desde este espacio se pueden hacer pequeñas revoluciones hacia un mundo un poco más humano. Bueno, pero mejor no tocamos este tema.

La cuestión es que para esas alturas ya era fan de Jose Luis Sampedro y además de algunas de sus novelas, me iba devorando sus libros de economía:

  • Las fuerzas económicas de nuestro tiempo
  • Conciencia del subdesarrollo
  • El mercado y la globalización
  • Los mongoles en Bagdad
  • Economía humanista. Algo más que cifras
  • El mercado y nosotros

Libros que desde una visión global del mundo y de la economía siempre desbordan humanismo y sentido crítico.

Hace unas semanas que murió este gran hombre, tiempo en el que no he dejado de pensar en aquella máxima que preside nuestro trabajo en las Agencias de Desarrollo Local: “Piensa globalmente, actúa localmente”. Sí, creo que es una reflexión importante, pero creo que tanto a nivel político como técnico hemos sido demasiado conformistas… condescendientes diría yo, en su interpretación. Nos hemos querido creer que lo de “pensar globalmente” nos viene dado y que sólo podemos actuar desde el ámbito local en función de lo que “lo global” nos impone. Y no. Ahora sé que también podemos “pensar localmente” y “actuar localmente” para “influir globalmente”.

Decía Groucho Marx: “Estos son mis principios, si no le gustan tengo otros”. Pues amigos, vamos a tener que cambiar de principios. Todo lo que está a nuestro alrededor se está tambaleando, sino derrumbándose, incluso nuestros principios en el “desarrollo local”. Así que pienso que es un buen momento para releer a Jose Luis Sampedro… y… ¿por qué no?… a Groucho. Seguro que nos ayudan a redefinirlos.

De las muchas citas de Jose Luis Sampedro que podemos encontrar en internet, quiero quedarme con esta: “La vida no consiste en producir y consumir, sino en crear y recrear”.

Podría ser la base de uno de nuestros nuevos principios ¿No os parece?

Gracias maestro.

Javier Rodríguez –  Director de INGURALDE

Egin iruzkinak | Hacer Comentarios

Iruzkin bat idazteko, formulario hau bete eta "Bidali" botoia sakatu baino ez duzu egin behar. Iruzkin guztiak gure zuzendari-taldeak neurtzen ditu, beraz, baliteke zure iruzkinak zenbait ordu ematea argitaratzen.

Para escribir un comentario, solo tienes que rellenar el siguiente formulario y pulsa el botón "Enviar »". Todos los comentarios son moderados por nuestro equipo de editores, por lo que es posible que tu comentario tarde algunas horas en hacerse público.

Ikur gorriarekin markaturiko eremuak bete beharrekoak dira
Es necesario cumplimentar los campos marcados con el símbolo rojo